Maedeh Hojabri

Maedeh Hojabri: detenida a los 17 por bailar al son de Shakira

[et_pb_section bb_built=»1″ next_background_color=»#ffffff» _builder_version=»3.9″ background_color=»#3bbfc2″][et_pb_row][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text _builder_version=»3.9″ background_layout=»dark» custom_margin=»-50px|||»]

Foto de portada: Maedeh Hojabri – Instagram

[/et_pb_text][et_pb_text _builder_version=»3.9″ background_layout=»dark»]

Maedeh Hojabri: detenida a los 17 por bailar al son de Shakira

#Dancingisntacrime (dancing isn’t a crime, bailar no es un crimen) es el hashtag creado y convertido en trending topic mundial a partir del arresto de Maedeh Hojabri, una chica de Irán de 17 años cuyo máximo infame delito ha sido…

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section][et_pb_section bb_built=»1″ fullwidth=»off» specialty=»off» prev_background_color=»#3bbfc2″ next_background_color=»#000000″][et_pb_row][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text _builder_version=»3.9″]

…bailar al ritmo de una canción de Shakira. O, más concretamente, postear en Instagram un vídeo donde aparece ella misma moviendo sus caderas al ritmo de una de las famosas melodías de la superstar colombiana Shakira.

Recordemos que el gobierno de Irán — país donde vive Maedeh Hojabri — se establece en forma de republica islámica.

[/et_pb_text][et_pb_text _builder_version=»3.9″]

¿Y qué es una república islámica?

Wikipedia define una república islámica como «un Estado sustentado en la forma republicana de gobierno pero que simultáneamente constituye su cuerpo institucional y normativo en compatibilidad con las normas de la Sharia, la ley islámica, a la cual eventualmente se puede dar rango igual a la ley civil mientras que el Estado sigue siendo una república; de igual manera, en una república islámica el poder e influencia de los imanes o jeques musulmanes aumenta y hasta pueden ser designados para cargos oficiales mientras mantienen su función religiosa. Sin embargo, la casuística respecto a la rigidez en la aplicación de estos principios varía de país en país. En la siguiente imagen, también recuperada de Wikipedia, podemos ver cuáles son las repúblicas islámicas — en naranja — y las repúblicas árabes, en amarillo.

[/et_pb_text][et_pb_image _builder_version=»3.9″ src=»https://andariega.store/magazine/wp-content/uploads/2018/07/república-islámica.png» align=»center» custom_margin=»50px|||» /][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section][et_pb_section bb_built=»1″ specialty=»off» prev_background_color=»#000000″ next_background_color=»#000000″ _builder_version=»3.9″ custom_margin=»-500px|||»][et_pb_row _builder_version=»3.9″][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text _builder_version=»3.9″]

Los derechos humanos en Irán

Las violaciones de los derechos humanos — exponente entre las cuales se sitúa la detención de la joven Maedeh Hojabri — en Irán son tan continuas como amplias en su campo de aplicación, centrándose en:

  • Ausencia de libertad de pensamiento, expresión y reunión: cualquier tipo de manifestación o protesta pública es reprimida, sin importar cuán pacíficas sean.
  • Ausencia de libertad de culto: la única fe que se permite profesar, por obvio, es el Islam.
  • Ausencia del derecho a la información: el gobierno bloquea los sitios web e interfiere en las comunicaciones con el exterior.
  • Ausencia del derecho a la debida defensa en juicio
  • Detenciones arbitrarias: encarcelación de opositores políticos, de periodistas críticos ante la gestión del gobierno, de activistas sociales y de defensores de los derechos humanos, así como abogados que tratan de detener el descalabro jurídico al que muchos iraníes tienen que hacer frente.
  • Tortura
  • Pena capital y ejecuciones sumarias, aplicada tanto a adultos como a menores de edad, a delincuentes comunes y a drogadictos, periodistas, blogueros e incluso a usuarios de redes sociales.
  •  Terrible y catastrófica situación de las prisiones.

Estos abusos a los derechos humanos están fundamentados por las fuerzas de seguridad y avalado por los poderes judiciales y políticos iraníes.

La situación de las mujeres en Irán

Para colmo, las mujeres, las minorías raciales y las minorías religiosas (las que consiguen subsistir) son consideradas «ciudadanos de segunda». Existe un estricto código de vestimenta que lleva a la cárcel a las mujeres que no lo cumplen.

En el caso de Maedeh, éste fue un serio agravante. En su vídeo, Maedeh Hojabri, de 17 años de edad, no sólo «se atrevía» a mover las caderas al ritmo de una música a todas luces considerada pecaminosa por las autoridades iraníes, sino que lo hacía sin el hiyab, el velo que, por obligación todas las mujeres iraníes tiene que vestir para ocultar su rostro al público que pudiere verlo.

Para seguir haciendo de ésta una situación aún más catastrófica para la mujer iraní, son relativa norma cotidiana las lapidaciones de mujeres «por atentar contra el honor» — contra lo que los líderes políticos y religiosos iraníes consideran que el honor, suponemos. Por obvio, además, las minorías sexuales son perseguidas.

Para que nos hagamos una mejor idea de cuál es la situación de la mujer en la República Islámica de Irán, sobre citar el índice global de brecha de género realizado en 2016 por el Foro Económico Mundial, en el que Irán ocupa el puesto 139 de 144, sólo seguido por Chad, Arabia Saudita, Siria, Pakistán y Yemen.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»3.9″][et_pb_column type=»1_4″][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_2″][et_pb_code _builder_version=»3.9″ text_orientation=»center»]<blockquote class=»instagram-media» data-instgrm-captioned data-instgrm-permalink=»https://www.instagram.com/p/BjpCESCAg-C/» data-instgrm-version=»9″ style=» background:#FFF; border:0; border-radius:3px; box-shadow:0 0 1px 0 rgba(0,0,0,0.5),0 1px 10px 0 rgba(0,0,0,0.15); margin: 1px; max-width:540px; min-width:326px; padding:0; width:99.375%; width:-webkit-calc(100% – 2px); width:calc(100% – 2px);»><div style=»padding:8px;»> <div style=» background:#F8F8F8; line-height:0; margin-top:40px; padding:62.53687315634219% 0; text-align:center; width:100%;»> <div style=» background:url(data:image/png;base64,iVBORw0KGgoAAAANSUhEUgAAACwAAAAsCAMAAAApWqozAAAABGdBTUEAALGPC/xhBQAAAAFzUkdCAK7OHOkAAAAMUExURczMzPf399fX1+bm5mzY9AMAAADiSURBVDjLvZXbEsMgCES5/P8/t9FuRVCRmU73JWlzosgSIIZURCjo/ad+EQJJB4Hv8BFt+IDpQoCx1wjOSBFhh2XssxEIYn3ulI/6MNReE07UIWJEv8UEOWDS88LY97kqyTliJKKtuYBbruAyVh5wOHiXmpi5we58Ek028czwyuQdLKPG1Bkb4NnM+VeAnfHqn1k4+GPT6uGQcvu2h2OVuIf/gWUFyy8OWEpdyZSa3aVCqpVoVvzZZ2VTnn2wU8qzVjDDetO90GSy9mVLqtgYSy231MxrY6I2gGqjrTY0L8fxCxfCBbhWrsYYAAAAAElFTkSuQmCC); display:block; height:44px; margin:0 auto -44px; position:relative; top:-22px; width:44px;»></div></div> <p style=» margin:8px 0 0 0; padding:0 4px;»> <a href=»https://www.instagram.com/p/BjpCESCAg-C/» style=» color:#000; font-family:Arial,sans-serif; font-size:14px; font-style:normal; font-weight:normal; line-height:17px; text-decoration:none; word-wrap:break-word;» target=»_blank»>😂😍💃</a></p> <p style=» color:#c9c8cd; font-family:Arial,sans-serif; font-size:14px; line-height:17px; margin-bottom:0; margin-top:8px; overflow:hidden; padding:8px 0 7px; text-align:center; text-overflow:ellipsis; white-space:nowrap;»>Una publicación compartida de <a href=»https://www.instagram.com/mahimaedeh1_/» style=» color:#c9c8cd; font-family:Arial,sans-serif; font-size:14px; font-style:normal; font-weight:normal; line-height:17px;» target=»_blank»> Maede Hojabri 🕊 مائده هژبری</a> (@mahimaedeh1_) el <time style=» font-family:Arial,sans-serif; font-size:14px; line-height:17px;» datetime=»2018-06-05T11:35:39+00:00″>5 Jun, 2018 a las 4:35 PDT</time></p></div></blockquote> <script async defer src=»//www.instagram.com/embed.js»></script>[/et_pb_code][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_4″][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section][et_pb_section bb_built=»1″ specialty=»off» prev_background_color=»#000000″ _builder_version=»3.9″ custom_margin=»-100px|||»][et_pb_row _builder_version=»3.9″][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_testimonial _builder_version=»3.9″ quote_icon_background_color=»#f5f5f5″]

La lección de Dana

Islam

Islam significa literalmente «sumisión». El islam es una religión monoteísta que tuvo su origen en las enseñanzas del profeta Mahoma (570-632) en Arabia, las cuales están recogidas en el Corán — el libro santo musulman —; se caracteriza por respetar cinco pilares fundamentales: la profesión de fe, la oración ritual cinco veces al día y el viernes en la mezquita, el ayuno durante el mes del Ramadán, la peregrinación a La Meca por lo menos una vez en la vida y la limosna.

Musulmanes

Personas que profesan el islamismo.

Islamistas

Que profesa el islamismo, movimiento político-religioso que aspira a hacer del islam una verdadera ideología política. Desde la década de 1970, el islamismo más radical pretende aplicar rigurosamente la ley coránica y crear estados islámicos. Los islamistas son aquellos que entienden que la vida política ha de vivirse de acuerdo a los preceptos morales y religiosos contenidos en el Corán, el libro sagrado del islam.

Salafistas

Salafistas son las personas que profesan el salafismo, el movimiento islámico reformista surgido en el siglo XIX que defiende un retorno purista a las ideas del Corán y la sunna, el conjunto de preceptos religiosos islamitas atribuidos al profeta árabe Mahoma (570-632) y a los primeros cuatro califas ortodoxos..

«Salafi» significa, a grosso modo, «primeras generaciones». Se trata de aquellos musulmanes islamistas que, no conformes o contentos con instaurar en la vida política los preceptos morales del Islam, entienden que la vida hay que vivirla de acuerdo a cómo era vivida en los tiempos de «las primeras generaciones que conocieron al profeta Mahoma (570-632)» — y de ahí el nombre.

Yihadistas

Yihad (pronunciado ‘yijad’) es el esfuerzo que todo musulmán debe realizar para que la ley divina reine en la Tierra. Este esfuerzo muchas veces implica — en la cabeza de los fanáticos más radicales — la famosa «guerra santa». Los yihadistas, por tanto, son aquellos musulmanes islamistas que hacen ese «esfuerzo para que la ley divina reine en la tierra», que, lamentablemente es lo que muchas veces queda transliterado en violencia: bombardeos, tiroteos y toda esa lúgubre cara de la religión musulmana.

[/et_pb_testimonial][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_button _builder_version=»3.9″ button_text=»Volver al inicio» button_url=»http://andariegamagazine.com» button_alignment=»center» /][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Publicaciones relacionadas

¿La solidaridad femenina existe?

¿Esiste la solidaridad femenina? Eso mismo se pregunta Mª Isabel Cisneros en este artículo de Andariega Magazine. ¡Conoce la respuesta!

María Isabel Cisneros

Independencia femenina: la meta

Con los años, como persona y mujer que soy, he aprendido de muchos de los errores que he cometido y de las experiencias que he vivido.

Suscríbete

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Fusce tincidunt nunc venenatis massa
sagittis gravida at at arcu. Maecenas tincidunt ornare erat, sit amet
eleifend diam porttitor in.